Intrumento para mujeres sin usar!



Una señora estaba en un avión volviendo de sus vacaciones. A su lado estaba sentado un cura, entonces ella le pregunta:
Padre, ¿puedo pedirle un favor?

Si hija mia… ¿qué quieres?

Mire. Compré un depilador eléctrico super sofisticado, muy caro y tengo miedo que supere mi límite en la Aduana… ¿podría usted esconderlo debajo de su sotana?

Sí mi querida, puedo, solamente debo advertirle que yo no sé mentir. La señora piensa: …¡ay!.. Espero que nadie le pregunte nada al cura…. Está bien padre, gracias por su ayuda. y le da el depilador. Llegando a su destino en el aeropuerto, el funcionario de Aduana le pregunta al cura… ¿algo que declarar padre?



A lo que él responde…. De la cabeza a la cintura, nada a declarar hijo mio. Medio extrañado, el funcionario le pregunta:
Y de la cintura para abajo… ¿qué tiene?

Ahí abajo tengo un instrumento para mujeres que nunca fué usado.

El funcionario hecha unas carcajadas y dice:

¡próximo en fila !

Entradas similares

Cerrado

No se permiten nuevos comentarios